El objetivo principal de este blog, es darnos a conocer como personas que cada día se levantan a luchar por la vida, como cada uno de todos vosotros, los que tengáis el gusto de leer nuestro blog, podréis ver que somos personas normales, con nuestras familias, nuestros trabajos, nuestras adversidades en la vida, pero con una inquietud algo diferente a muchos de vosotros, o tal vez, bien es cierto que muchos las tenéis pero por el que dirán, el no encontrar personas que os puedan acompañar etc., pues no emprendéis este maravilloso viaje hacia el misterio, lo insólito, lo inexplicable, lo paranormal, el escuchar las citadas palabras anteriores ya de por sí, a muchas personas les causa respeto, hablar de ello en sociedad casi es un tema tabú, lo primero que les viene a la cabeza es que “estamos locos” dejándonos en una indiferencia absoluta, casi nos hacen rozar el ridículo, por atrevernos a inmiscuirnos en una conversación de estas características, pero a pesar de todo esto nosotros si tuvimos el empuje de hacer realidad nuestras ilusiones e ir en busca de la verdad, ir en busca de respuestas…¿crees que las conseguimos? Compartiremos contigo todas nuestras experiencias vividas antes, durante y después de nuestras investigaciones, queremos ser para ti un testimonio vivo, real, algo cercano a ti, compartiremos anécdotas buenas, malas, queremos transmitirte nuestras frustraciones en este campo, nuestra desesperación, nuestras tristezas, nuestras alegrías que han sido muchas, la suerte que hemos tenido al tomar esta decisión de formar un grupo de investigación paranormal, ¡¡ te diré, porque!! Hemos encontrado de todo en nuestros viajes de lo malo lo peor y de lo bueno lo mejor quedándonos con lo bonito de cada circunstancia, no sólo somos compañeros de viaje, somos amigos, familia, somos humanos sencillamente, nos enfadamos, reímos, lloramos, sentimos del mismo modo que tú que me estas leyendo, quizá por curiosidad, por reírte de nuestro grupo por lo que sea que hayas entrado en este blog, estamos enormemente contentos y agradecidos, porque aunque tú no te des cuenta y pienses “voy a ver que escriben estos…” sin darte cuenta, dentro de ti hay algo que te ha impulsado a que lo hagas, quizá ese algo ahora mismo te este observando, este a tu lado, detrás de ti, es el que te ha susurrado entra, entra… y ahora te preguntamos nosotros ¿y tu, estas listo/a para entrar? ¿Te apetece o estas inquieto/a?

Decidas lo que decidas, te adentres en nuestro blog o no, te seguimos dando las gracias y sigues estando invitado para que en el momento que tu lo decidas, seas participe de nuestro equipo de investigación paranormal AB&MP, te prometemos que no nos vamos a guardar nada y siempre contará con todos vosotros, vuestras ideas, opiniones, vuestros agradecimientos, vuestras criticas, sea como fuere que lo hagáis es lo que nos ayudan a seguir adelante en busca de la verdad, GRACIAS a cada uno de todos vosotros.

Así pues, abrimos la puerta de este blog dando inicio a nuestras investigaciones siendo ellas gran parte de nuestro tiempo, entre casas abandonadas, casas encantadas, hospitales, ermitas, santuarios, monasterios, iglesias, camposantos, campos de concentración… todos estos lugares ya, aletargados, apaciguados, reposando en el tiempo nos muestran en infinidad de ocasiones que un día fueron el auge de éxitos y también de desgracia hoy impregnado en sus paredes, queriendo llamar la atención con voces, lamentos e hilaridad, que nuestros oídos no captan pero, captan nuestros equipos, ¿existe, el otro lado? Contéstame después de visualizar nuestras investigaciones, adéntrate con nosotros ¿te apetece?... Síguenos, cruza con nosotros el umbral del misterio,...Bienvenido.

"VAMPIROS, UN OSCURO MISTERIO"




“Un vampiro, en general, es más alto de lo habitual y enjuto, con una apariencia repulsiva y unos ojos en los que centellea el fuego rojo de la condena eterna. Sin embargo, una vez apaciguado su apetito de sangre humana caliente, su  cuerpo se vuelve abombado e hinchado, como si fuera una gran sanguijuela llena de sangre hasta reventar. Frío como el hielo o febril y ardiente como el carbón candente, su piel es de una palidez mortal, pero sus labios son muy carnosos,abultados, rojos y producen chasquidos; los dientes blancos y brillantes, y los colmillos que hunde profundamente en el cuello de la presa para absorber la corriente vital con la que vivificar su cuerpo y fortalecer todas sus energías, parecen ser especialmente afilados y puntiagudos.” (The Vampire, Montague Summers, 1929)



Imagen arqueológica de Lilhit.
                         
Vrycolaca, Alp, Brahmaparush, Bajang, Asanbosam, Algul,…
 Desde hace algo más de seis mil años aseguran las leyendas, crónicas e historias ancestrales que son seres sedientos de sangre, sobre todo humana, además  de poseer el privilegio (o castigo, según se mire) de ser inmortales.
Sus intrigas, maniobras, relatos y fábulas siguen acosando a la imaginación humana y pernanecer presentes en cada narración de terror. Tan sólo mencionarlos nos invade en nuestro cuerpo, muy a menudo, un escalofrío, sobre todo cuando pensamos en ellos, temblamos ante su presencia, desconfiamos en la oscuridad de la noche…¿temor real o sugestión? 
Nacidos en las sombras de los tiempos y de la conciencia humana. Ya sea en Europa, Asia, África o América, estos aparecen con mucha frecuencia  en todas las culturas ancestrales  del mundo,  además, están entre las criaturas más demoníacas que han surgido en la historia de la humanidad: son los VAMPIROS. ¿Algo más que un mito?
En Sumer, la primera civilización del mundo conocida, existió, hace más de 6.000 años, una entidad aterradora que la asociaban con las tormentas, el desierto, los sueños oscuros y la consideraba responsable de las muertes en los niños más pequeños con un método: absorbiendo su sangre. Esto no ha sido una leyenda oral, sino que está narración aparece descrita en unas tablillas cuneiformes como Lilitu. 
Era tan fuerte esta criatura, que no existía otra forma de combatirla que realizar una invocación más terrible todavía, es decir, invocando al rey de los demonios, el más cruel de todos, el Pazuzu, el espíritu maligno más antiguo de la humanidad para acaba con él. Pero claro, haber quien era el valiente que osa molestar al todopoderoso demonio, pocos o casi nadie lo habrá intentado.
La demonología de la cultura judía toma el mito de Sumeria desde hace 2.700 años, transformando su nombre original, en sumerio, para transformarlo en  Lilith, que representan para ellos un antiguo demonio que raptaba a los recién nacidos para alimentarse de la sangre y de los huesos de aquellos retoños, además de ser considerada la primera mujer de Adán. Años más tarde, durante el dominio romano, era frecuente el temor que sentían a un sorprendente demonio, el Strix, descrito por los romanos como una mujer alada, que centra su obsesión por los bebés, cuyo alimento primordial eran los intestinos de los mismos, además de consumir sangre humana, en especial de los mencionados retoños. El Strix, sobrevivió en la mayor parte de leyendas durante la Edad Media, convirtiéndose, con el paso del tiempo, en la Europa central y Oriental,  la palabra Strix, en un derivado: strigoi.
No deja de ser sorprendente, como muchos lectores de este blog habrán detectado, que la denominación "strix", realmente es un género de aves rapaces, como un búho o lechuza. ¿Se confundían y atemorizaban con estas especies nocturnas junto a su peculiar sonido?
Adentrándonos en la Europa oriental, en rumano la palabra “strigăt” significa 'grito', que posiblemente derive  el “strigoi”, que según la mitología y leyendas rumanas, este alarido procede de las almas de los muertos que van saliendo de sus tumbas durante la noche en busca de sangre. Lo consideraban un aviso, o un mal augurio durante las noches, en especial en la región de los Cárpatos, una región viva de fábulas, mitos y tradiciones.
 Una strigoaica (femenino) es una bruja-vampiro. Continuando con las leyendas del strigoi, se cree que estos  seres no se convierten mediante la mordedura de otro vampiro, sino que son el séptimo hijo varón de una bruja, o de alguna mujer que haya cometido adulterio. Como podemos observar, es sólo una pequeña muestra de la cultura vampírica que emana la región rumana. ¿Es de allí el origen de todo el vampirismo tal como lo conocemos? 
Bram Stoker junto a su obra suprema.
Con total seguridad podemos decir que Rumanía no tiene la exclusividad de las leyendas vampíricas, pues otras regiones también tienen su crédito en forma de leyendas, sucesos, narraciones,…que son tan antiguas o más que las rumanas. Quizá alcanzó ese grado de fama gracias a la conocida obra de Bram Stoker, Drácula, cuyo escenario es la región de los Cárpatos,  una colosal obra que hizo temblar a la humanidad cada vez que se ocultaba el Sol por el horizonte desde que se publicó en 1897. Y todavía lo sigue haciendo…
Creo que todos conocemos bastante bien su obra y poco o nada podemos añadir en lo que respecta a su creación, eso sí, recordemos que Bram Stoker no fue el pionero del vampirismo moderno, antes de “Drácula” ya existían otras obras dedicadas al culto del vampiro como Carmilla (Seridam Le Fanu),  El Vampiro ( John W. Polidori)…por citar unos ejemplos.
Cementerios ¿hogar de vampiros?
Entre otras curiosidades, conocidas por muchos, que podemos añadir sobre la novela de “Drácula”, su autor Bram Stoker, nunca estuvo en Rumanía. Toda la información la obtuvo de la biblioteca del museo Británico, de dónde descubrió  la terrible historia de la condesa Erzèbet Bathory con sus sacrificios de jóvenes para bañarse en su sangre que así se mantenía joven y vigorosa. Entre otras fuentes de consulta, obtuvo la información necesaria  que le aportaba un historiador  y viajero húngaro que conocía bastante bien la región y la cultura transilvana, Hermann Herminius Vambery, quien le expuso la sangrienta historia de Vlad Tepes, para inspirarse después en la figura del mismo, o quizá le alentó escribir esta obra  el hecho de crecer junto a un cementerio en su juventud, pero no un camposanto cualquiera, sino que su familia vivía junto al cementerio de aquellas personas que se suicidaban, cuyos cuerpos se solían enterrar con bastante frecuencia  con una estaca clavada en el pecho para que el alma no pudiese abandonarles, como castigo por quitarse la vida. ¿Les recuerda esta acción a algo? Un macabro precedente que marcaría, con total seguridad, en la memoria al Bram Stoker de niño, sin duda alguna. 
Vlad el Empalador,¿Mito orealidad?
Cuando falleció el autor de “Drácula”, a causa de la sífilis con 64 años,  sus últimos minutos de vida no paraba de pronunciar la palabra“strigoi” mientras señalaba a una esquina de la habitación. ¿Alucinaciones, realidad, o era un autentico espectro? 
Dejemos a un lado la fantástica obra de Bram Stoker, no recurriremos a la fácil y tradicional historia de Vlad el Empalador y sigamos buscando otras leyendas, además de historias sobre orígenes del vampirismo.
En las regiones del norte de Europa, las belicosas tribus germánicas y alpinas mencionan con frecuencia el Krampus. Un personaje que ha sido condenado constantemente por la iglesia católica y usado para atemorizar a los niños desobedientes por navidad, justo lo contrario por esas fechas a San Nicolás, ¿Pero tiene algo que ver con el mito vampírico? Como todas las leyendas sedientas de sangre para alimentarse, el Krampus, de aspecto demoníaco,  acompañado de una larga lengua roja, con cuernos en la frente,  el cuerpo está cubierto por un espeso  y oscuro pelaje. Siempre se ha representado con una canasta en su espalda, en donde coloca a los niños que secuestraba  para llevarlos al infierno donde les absorbía su preciado líquido, la sangre.

Estampa representativa de
un "Krampus"
En los países escandinavos, la antigua religión pagana de aquellos fríos lugares tienen sus narraciones en las Valkyrie, descritas como unas mujeres jóvenes, hermosas, que son capaces de volar, su tradición nos cuenta que eligen a los espíritus de los que iban a morir en la batalla, para consumir los cuerpos de los que murieron en la batalla, para beber su sangre de cadáveres o en sus cuerpos moribundos.
No sólo  son exclusivas las leyendas de vampiros en el continente europeo, en América del Sur tienen sus crónicas basadas en el Azeman, una especie de vampiro, considerado también un hombre lobo femenino, el cual durante el día presenta un aspecto humano sin señales que indiquen ser un bebedor de sangre,  pero por la noche se transforma en un animal, con frecuencia en un murciélago,  en busca de víctimas a las que chupar la sangre.  
En la India tiemblan ante Vetal. Es complicado averiguar cuando apareció la creencia hindú en vampiros, si hay algo sorprendente en sus historias, es que son casi idénticas sus narraciones y leyendas a las europeas. ¿Procede originalmente el mito del vampiro en la región de la India? 
El Vetal es considerado como el rey de los fantasmas. Entre los placeres de este demonio vampírico son delitos contra los niños y personas indefensas, además de profanaciones de los restos de los muertos, la única manera que pueden derrotar al Vetal  es cantar los mantras sagrados.  
Escultura india, el Vetal.
China también tiene sus vampiros, el Jiang Shi, son personas que han muerto violentamente, o no han encontrado el reposo espiritual. Estos regresan del inframundo para matar humanos  y robar la esencia de la vida, la sangre. Extrañamente son ciegos, y presienten la presencia humana por la respiración. En Malasia existe la Pontianak, considerada como una vampiresa, que merodea en los árboles y en los cementerios de todo el sudeste asiático. En realidad, el nombre significa “fantasma que lleva a los niños”, porque la creencia dice que es una mujer que ha muerto dando a luz. El Mandurugo en  Filipinas también deja su resto de sangre, una fantástica leyenda de amor rodea este mito filipino. 
En toda África hay una fuerte creencia en la existencia de los vampiros. Los habitantes del África occidental y central  hablaron a los exploradores europeos,  durante sus incursiones coloniales, de un demonio temible, el  Asanbosam, una criatura con dientes y garras de hierro, que vivían en los árboles y atacaban a la gente que se cruzaba en su camino. Existe otra leyenda más al sur del continente africano, el  Impundulu, entidad que podría adoptar la forma de un ave que se alimenta de carne y sangre de los mortales. En Madagascar, antiguas leyendas mencionan  al Ramanga  ser un inmortal que disfruta de la sangre de las heridas, pero en este caso curiosamente es visto como algo benigno, lo consideran como una curación al lamer sus heridas.
Dibujo donde nos muestra
un "asambosan" africano.

La lista es extensa de mitos, leyendas, criaturas demoníacas que nos extraen sangre, otros seres que prefieren la sangre de los recién nacidos, una larga representación de seres descritos  para sembrar pesadillas a todo ser humano cuando cae la noche.
Pero en ninguna parte del mundo han sido tan extensas  y detalladas  las leyendas e historias como en las regiones  de los Balcanes y la ciudad de los canales, Venecia. Básicamente, la imagen que tenemos hoy en día sobre los vampiros tendemos a ubicar rápidamente en  países como Serbia, Rumania, Bulgaria o incluso en Grecia.  No debemos olvidar las viejas creencias eslavas en los vampiros. Unas creencias  tan fuertes y arraigadas, que incluso el cristianismo, no podía ignorarlas. 
Algunos de esos ritos requieren a los familiares de los recién fallecidos  dejar una taza o jarra de agua en las esquinas de la casa, para que el alma pueda aliviar su sed, dejando las ventanas o puertas abiertas para que su alma pueda liberarse, por citar alguna de sus normas ancestrales. Si no se siguen estos rituales o reglas, podría hacer que el muerto, con total seguridad, se convierta en un vampiro.
Pero lo que más aterra al ser humano es escuchar las historias sobre vampiros, ¿Alguien no ha sentido estremecerse con alguna historia de vampiros? 
Os describiré alguna de ellas que son poco conocidas para los seguidores de nuestro blog.
Una de las crónicas procede del siglo XII, es en la obra latina “Historia rerum anglicarum” de William de Newburgh (1136-1198), donde figura la primera referencia descrita del vampirismo en Europa por este cronista y sacerdote, en la que nos cuenta una serie de historias de casos de vampirismo que tuvo lugar en Inglaterra. William de Newburgh ha  tratado con seriedad problema relacionado con el vampiro, aunque el término era totalmente desconocido en aquellos momentos. Su crónica nos relata el vampiro de la abadía de Melrose.  Habla de un capellán que descuida los deberes de la vida monástica y sus obligaciones, destacando una pasión por las mujeres, la caza y  el buen vino. El cronista dice que después de la muerte del capellán, regresó de entre los muertos y que él intentó varias veces  entrar en el monasterio que solía oficiar servicios religiosos para atormentar a los que cohabitaban el beaterio.  
¿Enterrando vampiros?
Como se encontraba a menudo las puertas del monasterio cerradas por la noche, a ese sacerdote no se le ocurrió otra cosa que acechar el dormitorio de su sirvienta en vida y  su vez, una de sus amantes del pasado. Esa mujer  se horrorizó al descubrir que el capellán estaba junto a ella durante toda la noche suplicando. Asustada, alertando a las potestades del recinto rápidamente, pues sabía que dicho sacerdote había fallecido y estaba enterrado. Las autoridades alarmados y sorprendidos por esta noticia,  formaron junto a los aldeanos unos equipos de personas para proteger la tumba del sacerdote para comprobar la veracidad de las palabras de aquella mujer, y en una noche, que fue visto al salir de su lugar de descanso. La reacción no se hizo esperar, y el sacerdote fue golpeado brutalmente con un hacha, lo que le obligó a regresar a donde vino. Se dice que la tierra lo cubrió como si nada hubiera sucedido. Al amanecer, la gente ha desenterrado el cuerpo del sacerdote y se sorprendieron al ver las huellas hacha y un ataúd que rezumaba sangre. El cuerpo fue quemado y las cenizas arrojadas al viento.
Otro caso interesante, reportado por el propio William de Newburgh, es el vampiro de Alnwick que relata en su misma obra, cuya historia se ha convertido en el más famoso vampiro de Inglaterra.
Estos ejemplos de  historias no son sólo testimonios de la antigüedad. Hay historias más recientes, en concreto en el siglo XVIII, todo el Imperio Austro-Húngaro, la región de los Balcanes y Alemania estaban marcadas por una fiebre vampiro real, eran tantos los casos de vampirismo que produjo en las casas reales ciertas movilizaciones enviando cazadores de vampiros,  médicos y científicos para dilucidar el misterio. 

El beso de la muerte...
Muy apropiada es la historia de Peter Plogojowitz, hoy en día, es uno de los testimonios más espectaculares y bien documentados de la existencia de los vampiros.  Las crónicas antiguas mencionan el caso de Peter Plogojowitz, era un campesino que había muerto en 1725, su muerte trajo otras muertes repentinas de varios vecinos. Nadie pudo explicar el porqué de esa enfermedad que fallecían a las 24 horas de los primeros síntomas. Pero hay un dato ciertamente curioso, las víctimas mencionan que antes de morir, sufrieron unos de ataques nocturnos de Peter Plogojowitz. Por otra parte, su esposa  dijo que su  difunto esposo la había visitado una noche a pedir sus "opanci" (sandalias). Algunas muertes continuaron en la aldea, hasta que un tribunal de Viena decidió poner fin a este vampiro. Ordenaron la exhumación del cuerpo de Peter Plogojowitz. Su cuerpo, sorprendentemente, no mostró signos de descomposición, su piel se había caído, pero había una piel nueva desarrollándose, así como el pelo y las uñas, estas dejaron de crecer, para dejar paso a un nuevo pelaje y  por su boca rezumaba sangre fresca. Veliko Gradiste, el sacerdote del pueblo,  decidió atravesar el pecho con una estaca, produciéndose, tras clavar dicha estaca, una  ola de sangre que  brotaba de su boca y por  las orejas. Después el cadáver fue incinerado y las misteriosas muertes se detuvieron.
En la bella ciudad de los canales, Venecia, también es rica en historias entre sus angostas callejuelas, intriga palaciegas, y no están exentas de casos de vampirismo. Son tantas las historias que no podemos elegir sólo una. 
Tratado de A. Calmet.
Tampoco dejaron de escribir remedios y estudios contra estos seres de la noche, quizá la obra más destacada se la podemos atribuir a Agustín Calmet. Este erudito de la teología del siglo XVII, se preocupó mucho por el auge de historias y rumores de vampirismo en la Europa central, y por ello trató el tema en una obra que fue la precursora de los estudios de la upirología. Gracias a sus excelentes relaciones con diversos clérigos, misioneros y personas de diferentes ambientes rurales acumuló suficiente información y testimonios para darle forma a un estudio único: "Tratado de las apariciones de los ángeles, de los demonios y de las almas de los difunto y disertación sobre los redivivos en cuerpo, los excomulgados, los upiros o vampiros y los brucolacos" Una obra que deberíamos tener todo amante del vampirismo.

Al igual que cualquier fenómeno extraño que no puede obtener una explicación lógica, el vampirismo era considerado con un gran escepticismo por los científicos de los últimos siglos. Uno de ellos, Mario Kreuter, estaba convencido de que, incluso la Iglesia Ortodoxa es culpable. Según la observación de este científico, no se prestaba suficiente atención durante "el culto a los muertos". Al parecer, siguiendo la ignorancia de la época, culpó a la iglesia de no realizar los entierros correctamente. El mundo  científico y médico comenzaba a hacer acto de presencia en esos casos, empezaron a aclararse algunas cosas que sólo existían en la mente ignorante de los aldeanos de diferentes épocas. Se empezaba a ver la luz a estos casos extraños de upiros. 
Historias y leyendas vampíricas...
Durante una observación, los médicos se percataron que muchos muertos no están…muertos.  Estaban en un estado patológico del cuerpo humano que presenta una atenuación de las funciones vitales, que parece que estuvieran abolidos los signos vitales, como una pérdida de la conciencia, acompañada de inmovilidad muscular. Los latidos, pulso y movimientos respiratorios son, en realidad, muy débiles. Por ello, en momentos que se relanza el nivel vital, suelen moverse, y en las exhumaciones, se les  encuentra  en otra posición de lo que había sido enterrado. De no ser por este estudio de  tanatología, seguramente las leyendas vampíricas serían muchas más.
Continuando en la misma línea, podemos añadir que las muertes misteriosas entre los miembros de una misma familia o personas cercanas hoy pueden encontrar su explicación tan simple y sencilla, enfermedades. Obviamente, ese término era prácticamente desconocido por lo menos desde hace dos siglos, sobre todo  acerca de infecciones virus y el proceso de cuarentena, casi todas las familias estaban infectadas por el virus que causó muerte a un familiar. Pero las personas ignorantes y asustadas de aquella época, lo que estaba sucediendo alrededor de ellos en esos momentos, una explicación sobrenatural era lo más útil. Por ejemplo, recordando la historia mencionada anteriormente de Peter Plogojovitz , el vampiro serbio de Kisilova durante los años 1720-1725. Los historiadores han demostrado que en esos años, tanto en los Balcanes y Europa central, había sido infectado por un fuerte brote de rabia, una enfermedad sin ningún tipo de tratamiento y sin justificación.  Todos conocemos el agente de la rabia, un virus que puede transmitirse entre otros, y puede dar el caso de que…muerden, por su estado de stress y ansiedad. En general, afecta a las personas que viven cerca de animales,  a menudo, como lobos, perros y zorros, criaturas a menudo asociados con los vampiros.

Agustín Calmet.
 La enfermedad comienza con fiebre y pérdida del apetito. Los afectados son extremadamente sensibles a la luz (fotofobia), agua (hidrofobia) y fuertes olores (como el ajo). Así como en los animales, el paciente está muy inquieto y con frecuencia se vuelve agresivo, incluso tratando de morder a los que le rodean. Aparece también una excitación sexual. Se contraen con fuerza los músculos del cuello dejando ver los dientes sonrientes del afectado. Finalmente se instala una parálisis total y la víctima muere por el bloqueo de las vías respiratorias. Una muerte consciente, idéntica a las víctimas que  temían a Drácula. ¿Es la rabia verdadera causa de convertirse en "vampiro"?  "Definitivamente sí", dijo el neurólogo español Juan Gómez Alonso, aunque admite que es posible que el origen de los mitos no es sólo la rabia, sino más bien una suma de enfermedades incluso otras infecciones.
Los pacientes con tuberculosis tienen frecuentemente los ojos inyectados en sangre por lo tanto una fuerte sensibilidad a la luz, piel pálida, y escupen sangre, además de contagiar a las personas. ¿Otro motivo para convertirse en vampiro?  Eran enfermedades desconocidas en siglos pasados, que se convivían con ello en cada hogar, los mitos y folklore hizo el resto.

En 1985, el bioquímico David Delfín lanzó una hipótesis interesante,  el vínculo entre el vampirismo y una enfermedad relativamente rara llamada porfiria. La enfermedad, descrita por primera vez en 1874 por Felix Hoppe-Seyler médico alemán, se manifiesta por un trastorno de la formación de glóbulos rojos. Los infectados por  la porfiria tienen palidez casi cadavérica son sensibles a la luz. Encías muy sangrantes, por lo que impregnan los dientes y tienden a consumir sangre. 
La sombra del vampiro al acecho...
La ciencia nos da una explicación racional, creíble y con tratamientos que fueron evolucionando hasta la medicina moderna que conocemos hoy en pleno siglo XXI.
Pero muchos seguidores de este tema y curiosos del mismo, seguramente se preguntan: ¿Cómo se protegían de aquellas sombras de la noche los habitantes de siglos pasados? ¿Qué tradiciones seguían para protegerse? ¿Qué remedios utilizaban para evitar convertirse en vampiro?
En nuestro conocimiento entran tradiciones como agua bendita, cruces, estacas, ajo,…puede que alguna otra que hayamos oído o leído, pero vamos a recorrer un poco como se mantenían a raya estos personajes sedientos de sangre humana.
Existen muchos ritos tradicionales para evitar que una persona fallecida dé el  paso para convertirse en un temido vampiro. En la cultura celta estaban bastante arraigadas las leyendas de muertos en vida. Una de las tradiciones más extendidas era enterrar el cuerpo boca abajo, como también colocar hoces o guadañas cerca de la tumba del mismo, para evitar que los demonios posean el cuerpo o para apaciguar al muerto y que no sea capaz de levantarse  de su tumba. Con igual propósito, es habitual cortar los tendones de las rodillas, con ello le impedían levantarse o andar. 
¿Tumba de un vampiro?
En Grecia, hoy lo siguen haciendo algunos lugares próximos a las regiones balcánicas, se suele colocar  una cruz de cera y una pieza de cerámica con la inscripción "Jesucristo conquista"  o “Jesucristo vence”, sobre el pecho del cadáver para evitar que se convierta en vampiro, sin olvidar el uso del tradicional antidoron griego.
Evidentemente que el ajo tiene unas propiedades anti-vampíricas milenarias, en las que era frecuente introducir un diente de ajo en la boca del difunto. En ocasiones, dependiendo de la gravedad del caso, se insertaba un diente de ajo en los orificios corporales de los muertos. Si la cosa no resulta muy convincente,  se recurre a atravesarles el corazón con un objeto punzante antes de inhumarlos. En las regiones sajonas de Alemania, se colocaba un limón en la boca del sospechoso de ser un vampiro.
Y alzamos la santa cruz… ¿teme un vampiro ante este elemento religioso? ¿Cuál es el origen del uso de la cruz cristiana como arma?
Es curiosa y llamativa la pregunta. Si observamos la historia y orígenes del vampirismo, notaremos que los signos religiosos brillan por su ausencia hasta la primera mención de una cruz, o un crucifijo, como amuleto contra los vampiros. Este origen procede de la novela clásica de vampiros publicada en 1897, Drácula  de Bram Stoker. 
El mito de la cruz, tiene su origen en la obra de "Drácula".
Sin embargo, su uso es bastante decepcionante, si leemos su novela original con suma atención, el capitán del barco “Demeter” aparece muerto, víctima de Drácula, con una cruz entre las manos, así como Van Helsing usó cruces con Lucy Westenra sin resultados notables, no es un elemento fiable, según la observación de la obra. El tiempo, el boca a boca, la distorsión de la historia, el dominio de la iglesia sobre la ignorancia humana hizo el resto para hacer creer  al ser humano, que la cruz, además de tener fe, es un elemento infalible contra los vampiros y las huestes del infierno. Quizá fue un guiño a la iglesia católica por parte de Bram Stoker, (era bastante religioso), una manera distinguida de manifestar  que, ante la presencia de Cristo, toda entidad sobrenatural, especialmente las infernales, pierden momentáneamente sus virtudes.
Si las cruces no nos dan el resultado esperado nos quedará siempre el eterno y humilde bulbo que disponemos en nuestras alacenas, el ajo.  En antiguas culturas se usaba como protector y con él frotaban las cerraduras, ventanas puertas para evitar que entrara cualquier mal, incluido los vampiros. Su uso es debido en particular a la enfermedad que asolaban a las personas con la mencionada enfermedad en líneas anteriores, la porfiria, que les da un aspecto vampírico, comer u oler ajo podría agravar la severidad de un ataque de porfiria.
Recordemos que los enfermos de porfiria no pueden exponerse al sol sin sufrir lesiones en la piel. A causa de la fotosensitividad, el enfermo huye de la luz intensa, en especial la del sol y si sale, lo hace solo de noche. Cabe destacar que la boca de estos afectados,  las encías se retraen, dándole ese aspecto escalofriante  que tanto tememos, lógico, si sólo salen de noche y nos cruzamos con ellos en la oscuridad el resultado es una impresión de terror que lo mas probable en aquellos tiempos es salir corriendo…

Un maletín ideal del cazavampiros.
Como nota  curiosa a un posible uso del ajo, en la antigüedad, los alquimistas quemaban arsénico para protegerse de los ataques  de los demonios y los malos espíritus que pudieran surgir durante sus ensayos, estudios... El olor que producía este arsénico (sin procesar, en estado puro) es muy parecido al ajo, por lo que la gente más humilde, al percibir el aroma pensaban que era ajo lo que usaban los profesionales en espantar espíritus, demonios y por supuesto vampiros, muy en boga por entonces.
Como curiosidad final me gustaría hacer una mención a un caso que sucedió en España, muy cerca de nuestras localidades,  y su desarrollo informativo nos llamó la atención. En España abundan ciertas noticias de vampiros, como Enriqueta Martí, la vampira de Barcelona, cuya historia la podéis leer en el excelente trabajo realizado por Miguel G. Aracil en una de sus últimas publicaciones sobre vampiros, también descubriréis otras historias, biógrafIas y leyendas en la misma.
Enriqueta Martí, la vampira de Barcelona.
Volviendo al tema de las noticias que acontecieron entre 1985 y 1990, por ejemplo, fueron denunciados en comisarías españolas supuestos casos de vampiros observados en cementerios valencianos. En la Comisaría de la Policía Municipal de Puzol (Valencia), el Jefe de Policía D. Vicente J. redactó personalmente, en febrero de 1985 algunas de las actas de declaración, sobre apariciones de supuestos vampiros en España. En realidad los documentos policiales redactados en Puzol están directamente relacionados con otros testimonios casi idénticos recogidos por la policía y los ayuntamientos de otras poblaciones valencianas pocos días antes. Los primeros casos se detectaron en el mes de enero en la población de Vilamarxant, cuando varios niños que salían de catequesis llegaron a sus casas muy asustados, diciendo que habían visto a "Drácula" por las calles de la localidad. Lógicamente, nadie hizo caso de la queja infantil, y la cosa quedó como asunto de niños, pero al día siguiente, varias mujeres comentaron en las tiendas del pueblo haber visto también a un personaje descrito como "Drácula". A partir de ahí surgieron todo tipo de especulaciones y rumores, cada vez más exagerados y diversos, hasta el extremo de convertir al vampiro en una figura popular en la comarca del Camp de Turia, donde está localizada la población de Vilamarxant. El alcalde del pueblo en aquellos años, Eusebio Civera, afirmó con unas palabras a los medios que recogieron la noticia: “…todo debe ser obra de algún gracioso con ganas de hacerse famoso en el pueblo”. 

El ataúd siempre acompaña al mito
del vampiro.
Tanto la Guardia Civil como la Policía Municipal realizaron sendas pesquisas. Numerosos vecinos afirmaban haber visto a un extraño individuo, de tez muy pálida, alto, y vestido con un especie de larga capa, merodeando por los cementerios. Poco después comenzaron a producirse testimonios en otras localidades, y así, pocos días después, la Policía Municipal de Puzol tomaba declaración a Juan Carlos Yuste y Angel Juste. Ambos, jóvenes vecinos de la villa, declaraban en la comisaría con la siguientes palabras:"haber visto al vampiro en el cementerio de la localidad", el 23 de enero, cuando jugaban en los alrededores tras sus clases en el centro de F.P. del que son alumnos. El ser que divisaron, a unos veinte metros de distancia surgió de las puertas del cementerio, que estaban abiertas, y se acercó a ellos. Además, los testigos facilitaron una completa descripción física del individuo: "Era muy alto, casi dos metros. Iba vestido de negro, con una capa, sin sombrero y tenía el pelo moreno con canas. Tenía la cara llena de arrugas y los ojos de un color mate". 
Juan Carlos Yuste, además, aseguraba que el individuo tenía sangre en la comisura de los labios, y que les persiguió jadeando y andando extrañamente, con las piernas muy abiertas, hasta las cercanías de los colegios Jaime I y Luis Vives. A pesar de las vigilancias y controles policiales no fue posible capturar al vampiro de Vilamarxant ni el de Puzol, si es el mismo personaje, que desapareció tan misteriosamente como había aparecido. ¿Sugestión, juego de niños, bromista...? La sombra del vampiro siempre acecha en cualquier momento.
Tenga cuidado si esta noche duerme con las ventanas abiertas, vigile cada sombra en la oscuridad de la noche, no deje sus talismanes protectores en casa, quizá le espera un señor de las tinieblas con los colmillos afilados…
Claro que también el mundo del vampirismo tiene su parte romántica, de hecho, nosotros consideramos la obra de Bram Stoker una novela de amor.
Quien mejor para explicarnos un poco a todos los seguidores de este blog  un ilustre invitado a esta página.
Es una persona que apreciamos, que respetamos mucho sus conocimientos por todo lo que ha trabajado sin pausa, con tenacidad, una persona que conoce perfectamente el mundo de los vampiros, tradiciones y sus secretos, es Miguel G. Aracil.
Hablar y escribir sobre Migue G. Aracil es nombrar una enciclopedia sobre el mundo del misterio, del enigma histórico, de secretos arqueológicos, es una voz autorizada y debe ser respetada. Periodista y escritor. Además de ser un incansable viajero, ha recorrido países de cuatro continentes (Europa, Asia, África y América) por lo que acumula un notable conocimiento cultural e histórico de cada lugar que ha visitado. Es una de las firmas más reconocidas en el mundo del misterio. Ha escrito más de cuatrocientos reportajes en publicaciones como "Más allá de la ciencia","Año cero", "Enigmas express", "Rutas del mundo", "Nuevos horizontes", "Karma-7", "Ritos y tradiciones", "Mundo Oculto" estas dos últimas como director. Nada menos que 57 libros publicados hasta la fecha, entre las que destacaría personalmente "Misterios de la catedrales catalanas", "Guía mágica del camino de Santiago" y su último y excelente trabajo "V de vampiro" además de ser habitual en muchas conferencias. ¿Alguien de más?

Edición de "V de vampiro" de Miguel G. Aracil, hasta la fecha, la mejor obra en español.
- Miguel, primeramente quiero darte las gracias en nombre de todos por cedernos un tiempo para nuestro humilde blog. 
Quiero que mires a tu pasado, vuelvas la mirada a la huella que nos dejas y vas dejando: decenas de libros, cientos de reportajes, cientos de publicaciones, revistas, presencias en diferentes medios de comunicación, conferencias...¿Satisfecho, arrepentido de algo  o deseas recorrer más caminos en busca de enigmas con sus respuestas?
-Estoy arrepentido de algún libro; todavía me falta mucho por recorrer, y el tiempo va pasando. Pero creo que puedo dar mucho de sí profesionalmente.
- "V de vampiro" es el título de tu último trabajo a día de hoy, que nosotros, AB&MP INVESTIGACIONES, recomendamos y deben tener ustedes, queridos lectores, en su biblioteca, no debería faltar tampoco a los amantes de este tema. ¿te resultó sencillo recopilar, buscar toda la información, indagar en la antropología del vampiro..? ¿Encontraste dificultades para ello? 
-Llevo décadas reuniendo información sobre el tema de los "vampiros". Piensa que hace 33 años yo corría de reportero por tierras como Transilvania, Valaquia, Moldavia....Me apasiona el tema.

- Es evidente que el tema apasiona. Pero siempre surge una figura popular como el voivoda rumano ¿Es un error elegir a Vlad Tepes como referencia de estudio de vampirismo?
-Vlad Tepes a nivel histórico nada tiene que ver con los vampiros. Tan siquiera es verdad que Bram Stoker, autor de "Drácula", se basara en él para escribir su novela.

- Existe una publicación centenaria: El tratado de Agustín Calmet. ¿Podemos considerarlo una prueba de que existieron en algún momento del pasado este tipo de personajes?
-Tengo una edición del libro de Calmet. Hemos ce pensar que la cultura ha avanzado mucho desde entonces, y no, no es una prueba de la existencia de los vampiros no-muertos. Soy ateo y no creo en la vida después de la muerte. Sea como vampiro o como simple "alma feliz".

- ¿Por qué crees que nos fascina tanto la figura del vampiro, por su inmortalidad, por el erotismo que desprende...?
-El vampiro nos fascina mucho pues abarca tres pasiones del ser humano: la sangre, la superación y victoria sobre la muerte, y, por qué no, su erotismo en algunos casos. Mira las novelas góticas del siglo XIX...al menos algunas de ellas.
- Seguramente, con tantos kilómetro recorridos te habrás encontrado con una historia sorprendente y desconocida, así como alguna tradición que nunca has oído hablar de ella. ¿Que puedes contarnos acerca de esto?
-Casi siempre (que no siempre) cuando encuentro algo de ese estilo lo publico en libros o reportajes, para eso soy un profesional del periodismo. Pero en ocasiones me he reservado algunos temas, no lo dudes.
- La iglesia (con ella topamos) se ha erigido, por popularidad, como la auténtica cazadora de estas figuras nocturnas, los vampiros ¿No habían otros grupos o sociedades dedicadas a esto?
-No es verdad. He viajado por cuatro continentes y, en todos los países y religiones existe esta creencia en los no-muertos y en todas existe una ¿autoridad? (por llamarlo así) religiosa o mágica que intenta combatir (o aprovecharse) de estas creencias. He visto algún caso en Malí, Senegal, o en Belice que parecen de ciencia ficción.
Nuestro entrevistado
Miguel G. Aracil.
- Tantos relatos, historias, sucesos, crónicas extrañas...¿Has llegado a sentirte identificado por ellos? ¿Pueden absorber nuestra mente?
-Siendo creyente sí, pero a día de hoy no. Pero, repito, he visto casos, que no contaré ni escribiré, que te plantean dudas.
- Por último, Miguel, me imagino verte en una pequeña sala consultando y estudiando cientos de pergaminos, libros ancestrales, dossiers, reliquias,....todo sobre el mundo oculto y secretos de los vampiros. Por un segundo en tu vida ¿Llegaste a decirte a tí mismo que el vampiro, tal como nos narran desde tiempos ancestrales,existen?
-Me lo planteé muchas veces. Tanto en mi despacho, con cinco mil libros ( creo que tiene muchos más, nota de AB&MP) y un museo incluído, como en países exóticos, pero, si obviamos a ciertos políticos y banqueros, los vampiros, como tal, no existen...¿O tal vez sí?..
- Gracias Miguel por dedicarnos unos momentos para estar con nosotros, y no puedo dejar en el olvido a Vlad y Puma, unos maravillosos gatos que acompañan a nuestro invitado y seguro que saben muchos más secretos sobre el tema. 
-Gracias a vosotros, y siempre adelante, un abrazo a todos los seguidores de AB&MP INVESTIGACIONES.


Algunas de las obras de Miguel G. Aracil.





¿QUIERES VIAJAR A LAS ENIGMÁTICAS REGIONES VAMPÍRICAS EN BUSCA DE SUS LEYENDAS?¿ ACUDIR A DESTINOS COMO TRANSILVANIA, VALAQUIA, TARGOVISTE, SHIGISOARA,... O LA MISTERIOSA VENECIA, CUNA DE LEYENDAS VAMPÍRICAS?. 
NO DUDES, BUSCA TU OFERTA Y DESCUENTOS EN:











BIBLIOGRAFÍA CONSULTADA:

- "Vampiros, más allá del crepúsculo"- Pedro Palao Pons.
- "El vampiro, su raza y familia"- Montagne Summers.
- "V de Vampiro"- Miguel G. Aracil.
- "Tratado sobre los vampiros"- Agustín Calmet.
- "Drácula"- Bram Stoker.
- "Vampiros"-Anne Graves y Anna Szigethy
- "Vampiros, mito y realidad de los no muertos"- Miguel G. Aracil.
- "Drácula, hijo del dragón"- Teresa Shelàru.
-  Hemeroteca Provincial de Valencia.

Agradecimientos:En especial a Miguel G. Aracil, por su amabilidad, por haber encontrado un tiempo para estar con nosotros en este blog, por su esfuerzo en cada reportaje que nos ha enseñado a los que nos gustan los misterios y enigmas que todavía lo sigue haciendo, y, sobre todo, por su última obra ("V de vampiro", Poe editores.) que nos animó a publicar una entrada sobre el tema.
A Julio Ángel Olivares, que también sabe de lo suyo en upirología además de ser un gran escritor.
Al equipo del programa de radio "Tempus fugit" dirigido por Antonio Jesús López Alarcón, Óscar Fábrega y Manuel Castro, (¡somos los mejores!) por su apoyo constante y amistad.
Y no puedo olvidarme al archivo histórico de Valencia, por su buen hacer, su paciencia conmigo y dar con los documentos que necesito para elaborar cada reportaje de nuestro blog.
A nuestro seguidores, que nos impulsan a mejorar y buscar temas nuevos o darle una nueva visión a los clásicos del misterio.



A todos ellos muchas gracias.
AB&MP INVESTIGACIONES


ESCÚCHANOS CADA DOMINGO A LAS 21H. EN TEMPUS FUGIT (Candil Radio)